26 marzo, 2008

Laporta, no me tires de la lengua

Pese a saber las tendencias políticas del señor Joan Laporta desconocíamos sus armas para menospreciar NUESTRO país. Esta vez han sido niños de 6 años, concretamente los pre-benjamines de las categorías inferiores del F.C. Barcelona. Hay que ser macabro para utilizar a estos chavales para reivindicaciones políticas.

Todo ocurrió en el Algarve portugués, donde varios clubes participaban con sus canteras en un torneo de fútbol. La final de este Torneo mundial la disputó el Benfica y el Barca en un estadio lleno hasta la bandera. Se acordó que, antes de pitar el comienzo del partido, sonaran los himnos nacionales de cada equipo como muestra de orgullo del país que estaban representando. Cuando sonó el himno español se ausentaron los jugadores blaugranas. Según declaraciones del propio Laporta: "...Yo voy por el mundo explicando mi país, que es Catalunya...".

El presidente del F.C. Barcelona puede pensar libremente lo que le venga en gana, pero en el salón de su casa y en su ámbito privado. Laporta no puede, ni debe, mentir acerca de cuestiones que son irrefutables. Y menos aún hacer política. El presidente del F.C. Barcelona sostiene que Catalunya es un país que está entre Francia y España, lo cual es un error del que deberá arrepentirse públicamente. Él representa a un club, y como tal tiene el deber de cuidar la imagen de su entidad. Al margen de que Catalunya es una Comunidad Autónoma dentro de España, realidad objetiva, resulta que es presidente de un club de fútbol que juega en la Liga de Fútbol Español, y por tanto estas declaraciones son un ataque y una provocación doble: hacia el resto de clubes de fútbol y hacia el resto de ciudadanos.

Joan Laporta debería ser sancionado por este circo que ha montado y por el que puede provocar por culpa de sus declaraciones. Ha utilizado a niños de 6 años para que hoy se hable de él y de su visión nacional, no ha sido fortuito; además, qué pasará a partir de hoy en los encuentros que dispute el Barca en cada campo de fútbol. Como digo, una provocación y una maldad propios de una persona que ha accedido al fútbol, y vive de él, para financiar sus proyectos políticos.


Se sienta usted español o catalán usted está comiendo en España, y si no mire su DNI. De todas formas Laporta debe tener un "cacao" mental de grandes magnitudes, porque aquellas cuartillas que él permitió que se repartieran en el Camp Nou con el mensaje "Catalunya is not Spain" no estaban escritas en catalán. ¿Presume usted o no de Catalunya? Aclárese usted y no nos confunda a los demás.

Si yo fuera padre de algún niño de los que disputaron este torneo, lo retiraría inmediatamente.


1 comentario:

Nacho G.Hontoria dijo...

Bueno, pues si Laporta dice que Cataluña es un país que está entre Francia y España qu haga dos cosas: poner como extracomunitarios a los jugadores españoles que juegan en el Barcelona y que se vayan de la selección ESPAÑOLA, así lo mismo dejan paso a Raúl o Guti que no tienen ningún problema de identidad acerca del país donde viven.